fbpx

En muchas viviendas unifamiliares se compagina el uso residencial con el de aparcamiento, formando ambos espacios un edificio en conjunto.

Debido a la convivencia de ambos usos, la relación entre ellos tiene que cumplir con determinadas normas que se agrupan y recogen en el Código Técnico de la Edificación (CTE). Estas normas son de obligado cumplimento y de ámbito estatal.

Para obtener licencia de obra y legalizar la vivienda es necesario que las divisiones entre los espacios de uso residencial y de uso aparcamiento cumplan con los requerimientos establecidos dentro del CTE en el Documento Básico de Seguridad en caso de incendio (CTE DB-SI).

Los requerimientos que exige la norma definen una resistencia al fuego de los elementos constructivos como paredes, techos, suelos y puertas del aparcamiento. 

 

Que es un sector de incendios?

 

La norma define que los espacios de uso residencial conforman un sector de incendios, y que los espacios de uso aparcamiento conforman otro sector de incendios diferenciados.

Por lo tanto donde la norma exige el cumplimiento de los requerimientos de resistencia al fuego, es en los elementos que dividen estos dos sectores de incendios diferenciados.

Según la norma, los aparcamientos dentro de edificios residenciales unifamiliares son considerados sectores de riesgo especial bajo y por lo tanto las exigencias son relativamente fáciles de cumplir con los sistemas y materiales convencionales.

 

Que materiales cumplen con la norma?

 

Una de las soluciones mas sencillas y mas utilizadas para dividir los sectores de incendios formados por la vivienda y el garaje, es el uso de muros formados por ladrillo cerámico enfoscados (enyesado) mínimo por una cara.

Esta sección constructiva ya es suficiente para cumplir con la resistencia exigida en este caso: resistencia R90/EI90.

El numero que expresa la resistencia al fuego (90), define los minutos que debe resistir la estructura y divisiones al estar expuestos al fuego, y por lo tanto evitar la propagación al sector de incendios contiguo.

 

Que tipo de puerta puedo utilizar entre la vivienda y el garaje?

 

El punto débil que separa los sectores suele ser la puerta que comunica el garaje con la vivienda. Dicha puerta debe cumplir también con una resistencia al fuego determinada, que es la mitad de la que deben de cumplir los muros, techos, suelos y estructura.

Estas puertas deben estar homologadas, y comúnmente se denominan cortafuegos o RF. Se diferencian de las puerta convencionales, ya que están formadas por paneles metálicos con un material aislante entre ellos, formando un sándwich.

El acabado interior y exterior puede ser panelado de madera y lacado con color a escoger, dando un aspecto homogéneo con el resto de puertas de la vivienda.

 

VER FICHA DE PUERTAS AQUÍ

 

GARAJE RESISTENTE AL FUEGO

Pin It on Pinterest

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad
Abrir chat